No te prives del queso sin lactosa, conoce qué tipo se adapta a ti

Existe la creencia de que los intolerantes a la lactosa no pueden consumir queso. Sí que es cierto que algunos deben evitarse; pero también hay algunos tipos que sí se pueden tomar. ¡No dejes que tu intolerancia te prive del sabor de un buen queso! En este artículo repasamos el queso sin lactosa que es apto para los intolerantes a la lactosa.

No te prives del queso sin lactosaQueso sin lactosa

El queso es una de las delicias culinarias de muchas regiones españolas. Prácticamente todas las provincias pueden sacar pecho con este delicioso manjar. No todos los quesos son aptos para personas con intolerancia a la lactosa, pero sí los hay que se pueden consumir. Precisamente por su alta presencia en la gastronomía española, cuando una persona se entera de que no puede ingerir lácteos, puede llegar a bloquearse al pensar en el queso.

Por un lado, cada vez hay más productos (en general) que los supermercados preparan para personas con alergias alimentarias. No hay más que pensar en el gran aumento de productos sin gluten que se han lanzado en los últimos años. Los quesos sin lactosa no son una excepción: cada vez se comercializan más aquellos que, en su proceso de fabricación, han empleado técnicas que la eliminan. ¡Existe en el mercado hasta queso rallado sin lactosa!

Quesos curados

Son de los más sabrosos que hay, con sabor intenso. Este tipo de quesos suelen eliminar toda o casi toda la lactosa que contienen, por lo que son de fácil digestión (aunque su sabor y consistencia puedan aparentar lo contrario).

Evidentemente, esto no es matemático: como el nivel de curación depende del queso, tipo y marca, hay que informarse bien antes de consumirlos. Por ejemplo, preguntando directamente a la marca que los fabrica o comercializa. Pero es posible encontrar quesos curados sin lactosa. Los que se han madurado de forma artesanal, además de ser más sanos, es más fácil que no contengan este elemento.

Quesos fermentados

Los quesos de origen suizo son sometidos a una fermentación inicial de la leche. ¿Y esto qué implica? Básicamente, que la lactosa se descompone de manera que reduce su presencia considerablemente.

Ojo: siempre hay que preguntar por cada queso en concreto. Por ejemplo, hay quesos en el mercado que se venden como “suizos”, y realmente ni lo son ni han sido elaborados al estilo suizo (con fermentación inicial de la leche). Por tanto, ante la duda, nunca consumir y siempre informarse antes. Como decíamos, la mejor opción siempre es recurrir a productores artesanos, más sanos y que te pueden garantizar al 100% el contenido de sus quesos.

Varios tipos de queso para intolerantes

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Pin on Pinterest
Aplicación buscador de alimentos permitidos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

X

Consigue un descuento de
en tu primera QuéBox

7 €

No, gracias

*Promoción válida para nuevos clientes.