Un tratamiento podría cambiar la vida de los alérgicos a los cacahuetes desde la infancia.

Un tratamiento podría cambiar la vida de los alérgicos a los cacahuetes desde la infancia.
26 noviembre 2018 Quepuedocomer

Un estudio propone un tratamiento que reduce la respuesta inmune en niños con alergias extremas al cacahuete, lo cual les permite consumir pequeñas cantidades de manera segura o estar seguros en momentos de exposición accidental.

 

 

La alergia a los frutos secos es una de las más frecuentes en la población actualmente, sobre todo entre los niños. Cuando se sufre esta alergia, hay que tener un cuidado especial ya que hay una gran cantidad de alimentos procesados que, aunque no lo imaginemos, pueden llevar trazas de frutos secos por estar realizados en una planta donde se procesen, cosa que puede hacer a un alérgico sufrir vómitos, mareos, dificultades respiratorias o, en los casos más graves, anafilaxia.

 

En los últimos días The New England Journal of Medicin, tras meses de investigación, ha concluido que una exposición temprana y controlada a los cacahuetes puede ser clave en crear una tolerancia mayor al propio causante de la alergia, sobre todo en edades tempranas. 

 

Este estudio no tendría la intención de “curar” a un paciente de su alergia, sino de proporcionar un amortiguador de seguridad en caso de una exposición accidental, lo cual mejoraría considerablemente la calidad de vida de los pacientes.

 

 

Los resultados de la tercera fase del estudio AR101 Oral Immunotherapy for Peanut Allergy muestran que, después de ingerir pequeñas dosis de proteína de cacahuete durante un año, dos tercios de los participantes lograron tolerar hasta la cantidad equivalente de varios cacahuetes sin mostrar síntomas graves, algo impensable antes de comenzar la investigación.

 

El estudio ha sido realizado en 496 niños de 4 a 17 años y 55 adultos de 18 a 55 años, siendo el tratamiento mucho más eficaz en niños que en personas adultas, donde el efecto es casi nulo. Por eso la clave está en exponer diariamente a los niños con alergia a la proteína de cacahuete desde muy pequeños. Tras la publicación de las conclusiones de este estudio, se espera que reciba la aprobación final para su uso en el futuro.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.